Buscar en este blog

lunes, 9 de abril de 2018

CONDENSADORES

El condensador es un componente cuya función básica es almacenar carga eléctrica en cantidades limitadas, de manera que esta se pueda utilizar en ocasiones muy puntuales a modo de “fuente de alimentación alternativa”.
La capacidad (C) de un condensador es su característica más importante y se
puede definir como la relación –normalmente de un valor constante– que existe
entre la cantidad de carga eléctrica (Q) que almacena en un momento determinado y
el voltaje (V) que se le está aplicando en ese mismo momento. Concretamente, se
define así: C = Q/V.

Los símbolos utilizados en el diseño de los circuitos eléctricos para
representar un condensador pueden ser dos:


La representación de la izquierda es la de un condensador unipolar, y la de la
derecha es la de un condensador polarizado.

Podemos clasificar los tipos de condensadores según
si tienen o no polarización. Los condensadores
polarizados son los que se han de conectar al circuito
respetando el sentido de la corriente. Es decir, tienen
un terminal “negativo” que siempre deberá
conectarse al polo negativo del circuito, y otro
terminal “positivo” que siempre deberá conectarse al
polo positivo. Dicho de otra forma: su conexión se ha
de realizar siempre en polarización directa. Es por
ello que este tipo de condensadores no son válidos
para ser usados en corriente alterna; de hecho, al conectarlos en polarización inversa
son destruidos. Para distinguir un terminal del otro, podemos fijarnos en una franja
pintada sobre el cuerpo del condensador, la cual indicará siempre el terminal negativo (de forma similar a lo que ocurría con los diodos). Otra pista que podemos
usar para lo mismo es fijarnos en que el terminal negativo es más corto que el
positivo (al igual que ocurría con los LEDs). Como características más reseñables,
podemos decir que los condensadores polarizados tienen por norma una capacidad
bastante elevada (de un valor mayor de 1 microfaradio), y, teniendo en cuenta el
modo de fabricación, suelen ser de tipo electrolítico (como el mostrado en la imagen)
o de tantalio.

Los condensadores unipolares (no polarizados)
pueden conectarse al circuito en ambos sentidos
indiferentemente (al igual que las resistencias, por
ejemplo). Pueden estar fabricados de muchos
materiales, pero los más comunes son los de tipo
cerámico (como el mostrado en la imagen). Por lo
general, suelen tener una capacidad bastante menor
que los condensadores polarizados.










2 comentarios: